This is England (2006)

Vale, creo que le he pillado el punto a Netflix (parezco un panfleto publicitario, lo sé). El truco está en perder un buen rato seleccionando lo que te gustaría ver y agregarlo a una lista personalizada, de manera que, cuando tengas tiempo de verdad para ver algo, sólo tengas a tu disposición una veintena de opciones, en vez de los cientos y miles de chuminadas habituales. Avanzo a mini pasos, pero avanzo.

This is england. Acabo de salir del cine.

Durante las vacaciones de verano de 1983, Shaun, (Thomas Turgoose), un niño solitario cuyo padre ha muerto en la guerra de Las Malvinas, es adoptado por un grupo de cabezas rapadas (skinheads). Con sus nuevos amigos, Shaun descubre las fiestas, su primer amor y las botas Dr. Martins. Uno de sus amigos es Combo (Stephen Graham) un skin racista que acaba de salir de la cárcel.

Hay pocas cosas que no me hayan gustado en esta película y, por no ponerme siempre en modo criticón, creo que las voy a obviar.

Los títulos de crédito son fantásticos. Hace poco tuve la suerte de asistir a una charla magistral de Borja Crespo, obsesionado confeso por los comienzos de las películas y la inclusión en los mismos de los créditos, y puso como ejemplo unos muy parecidos a los de esta película, los créditos de Amanecer de los muertos. ¿Por qué su brillantez? Porque, con unas pocas fotografías e imágenes de archivo, nos ubican en un espacio temporal, económico, físico y político muy concreto. Estamos en los años ochenta, en plena guerra de las Malvinas, en Gran Bretaña. La población se debate entre mantener la unidad de Gran Bretaña y afrontar con resignación una progresiva crisis económica, o bien inclinarse por una revuelta y mostrar su descontento de forma cada vez más violenta.

Ahí entra en escena Shaun, un niño solitario, poco integrado, que acaba de perder a su padre en la guerra y que no encuentra la forma de superarlo. Pero todo parece arreglarse cuando se junta con un grupo de chicos mayores que él que le aceptan como miembro de la banda. Shaun es lo más alejado del prototipo de “niño coñón” de Spielberg que podemos encontrar. Es la primera actuación de Thomas Turgoose y desprende una mezcla de resolución e inocencia que traspasa la pantalla. Hay momentos en los que te crees que no está actuando.

El director Shane Meadows ha conseguido algo genial: un in crescendo en la tensión muy difícil de superar. La historia comienza como la típica película de adolescentes inadaptados, hasta que entra en juego la banda de Woody (Joseph Gilgun), cuando todo adquiere unos matices más extraños: ¿por qué un grupo de adolescentes de entre diecisiete y veinte años van a querer aceptar a un crío de doce en su pandilla? Y entonces aparece Combo (Stephen Graham) y el viraje hacia un movimiento nacionalista es absoluto. Nacionalista por decir algo suave, porque racista sería más adecuado. El odio a los inmigrantes como válvula de escape a la cada vez más dramática situación económica del país, unida a la pérdida de vidas de soldados en una guerra que no muchos comprenden. A fin de cuentas, ¿dónde demonios están las Maldivas? Con Combo el ambiente de la película se encrespa y queda claro que algo no va a ir bien, aunque no sepamos aún qué.

Así que tenemos tres generaciones, tres perfiles que se juntan y se mezclan en la sociedad: un adulto que odia, un adolescente —casi adulto— que vislumbra las consecuencias de las decisiones que toma y un niño influenciable que actúa al margen de la razón, movido por el instinto.

Tal vez lo más sorprendente sea el final, por poco esperado. Shane Meadows no ofrece una solución a ningún problema, no dice si una actitud es buena o mala. Se limita a ofrecer una imagen de la situación con una estampa que, si no fue real, seguro que sí inspirada por cientos de historias similares de la época.

Lo único que sacamos en claro al final es que This is England. Al menos en los años 80.

Imprescindible.

¿Has visto la película? ¿O alguna otra de corte de denuncia social? ¿Qué te han parecido? Tienes los comentarios a tu disposición. 

Anuncios

2 comentarios en “This is England (2006)

  1. Tremenda película. Tiene varias continuaciones en televisión: This is England ’82, ’86 y ’90. Son miniseries de tres o cuatro capítulos. Las dos primeras tienen un tono muy sombrío, parecido al de la película pero más agudo, y la última, aún con su buena dosis de drama, resulta un poco (sólo un poco) más luminosa. Cierra la tetralogía con broche de oro.

    Por cierto, los títulos de crédito de la última miniserie son diferentes en cada capítulo; los del primero, con escenas de protestas y revueltas, la salida de Thatcher y el “There she goes” de The La’s de fondo, son buenísimos. Todo un must see, en versión original a ser posible.

    A Woody (Joseph Gilgun) se le puede ver actualmente en la recién estrenada Preacher, haciendo de vampiro irlandés pasado de rosca. Combo (Stephen Graham) tiene un papel estelar como Al Capone en Boardwalk Empire, es un actor que me encanta. ¡Qué delgado estaba en Snatch! Y ojo a Smell, que aparece en un papel muy cómico en “Life is too short”, el falso reality de Ricky Gervais sobre la vida de Warwick Davis, el actor que hacía de Willow. Tronchante.

    Me gusta

    1. ¡Vaya! ¡Muchas gracias por el comentario! Ya veo que te encanta el tema.
      De las tres miniseries me habían hablado ya, pero aún no he tenido tiempo de localizarlas, aunque seguro que las veré.
      Life is too short la tengo empezada pero la dejé un poco apartada, no me terminó de convencer, aunque le daré un segundo intento.
      Stephen graham no estaba tan, tan delgado en Snatch 😉

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s